Darwinismo digital: solo los que se adaptan sobreviven

Por | Miércoles, 8 octubre, 2014

EVOL

(cc) Sascha Hannig

El periodismo digital 1.0 y 2.0 le dio la posibilidad a las personas comunes de usar sus computadoras para saber qué estaba pasando, el periodismo 3.0 los volvió actores de la actualidad a través de las herramientas de interactividad. Sin embargo, también obligó a los medios a cambiar para captar lectores, tanto en contenido como en forma. 

Las redes sociales han marcado un antes y un después en la forma en que las personas interactúan en la web. Los likes, los comentarios y la opción “compartir” o “retwittear” son elementos que algunos medios han incorporado a sus plataformas de noticias. La palabra que se debe usar no es “progreso” o “transformación” de los medios sino “evolución”, ya que, al igual que lo expresa la teoría de Charles Darwin, aquellos medios digitales que no se adaptan,  acaban siendo desplazados por otros más aptos para el escenario mediático que cambia constantemente, a esto se le ha llamado darwinismo digital.

Había una vez… una estrategia para mantenerse en línea

En un principio el negocio de la información en la web se había planteado de manera muy diferente a lo que sustenta la industria hoy y los usuarios han sido determinantes en este proceso evolutivo: durante la fase experimental del periodismo en internet, se planteó la idea de cobrar por el acceso de contenido, este sistema parecía lógico, ya que significaba que el usuario pagaría por un producto. Sin embargo, incluso los más grandes han desistido de esta opción con los años. El fracaso del paywall de medios como “The Washington Post” o “The New York Times”, le han dado a los medios gratuitos mayor influencia, lectoría e interactividad, pero el modelo de negocios de los diarios en línea ha sido una problemática que ha hecho perecer a muchos emprendedores de la información y obligando al sistema a evolucionar: los medios más leídos hoy en día son gratuitos y se moldean a la audiencia. El ejemplo que da el tercer capítulo el libro “Estrategias de la comunicación” de M. Grandío Perez y M. A. Ojeda (2012), sobre cómo Twitter ha utilizado la experiencia de los usuarios para modificarse como plataforma refleja el rol de éstos últimos en la evolución digital.

Las herramientas de financiación de los medios web varían entre auspicios directos de marcas (banners), inversiones de empresas que quieren difundir cierta idea o, para los medios independientes, el sistema de pago por clicks (Adsense – Adwords), donde cada click en un anuncio genera ganancias para el dueño del sitio. El último sistema es el más accesible, ya que con las redes sociales y las nuevas capacidades de viralizar contenido a través de éstas, el tráfico de información genera más ingresos que nunca antes. No obstante, los medios en competencia (que cada vez son más), han tenido que adaptarse continuamente,  con frecuencia al punto de privilegiar un like por sobre su deber periodístico: entregar información.

Los portales web de noticias han tenido que adaptar no solo sus contenidos a la audiencia, sino también la manera en que los difunden. El libro “Estrategias de la comunicación” hace en su capítulo segundo una descripción minuciosa de las diferentes herramientas de análisis del público que los medios han utilizado para redefinir sus contenidos y focos informativos. Tales “apps” para monitorear las pueden ser útiles, pero si no son utilizadas correctamente, pueden acabar ignorando el rol del periodismo en la sociedad.

Noticias interesantes, con alta presencia en las redes, con títulos que te obliguen a salir de la plataforma social y con un contenido simple de entender son las que marcan tendencia, se llevan los likes y guían la pauta para la evolución del periodismo. En este contexto, el papel de los usuarios para asumir la producción de contenidos tiene sus pros y contras: por un lado, fomenta la intercreatividad tan predicada por Tim Berners Lee, y por otro, le quita la seriedad, profundidad y tratamiento ético/periodístico de la información. Así, las redes sociales se han convertido tanto en un objetivo, como en un desafío para los medios, que tienen como objetivo sacar a las personas “de la plataforma”, llevarlos a sus sitios originales y lograr que hagan “click”.

GIF FINAL DARWIN

Comenta y comparte

Una de las principales características de la evolución de los contenidos es la manera en que son presentadas al público. En internet la pirámide invertida no existe, es reemplazada por el “enganche” del público a hacer “click”: los títulos que ocultan la información como “A que no adivinarás quién ganó el Emmy este año” o “Las 10 empresas más contaminantes” son solo algunos de los encabezados que se encuentran en Facebook y en Twitter, como señala el libro de Grandío Perez y Ojeda, no es diferente. En 140 caracteres los medios han encontrado dos vías de difusión de información: la directa, sin detalles con tweets como “Senado despacha a la Cámara Proyecto de Acuerdo de Vida en Pareja”  o los que quieren sacarte de Twitter “El impactante “antes y después” de Cari, la musa de Amor Ciego” 

Los sitios más visitados son los que prometen una sorpresa, un ranking donde no se conoce al número UNO, o información simple sobre un tema impactante. Los medios que han logrado usar sus títulos para enganchar al público son los que han logrado mayor lectoría en el último tiempo y los que han adaptado el periodismo a la web. Incluso, hay portales informativos que van un paso más allá, obligando a los usuarios a ponerle LIKE a sus sitios para ver un portal informativo completo.

Los comentarios y el compartir o retwittear son hoy un objetivo para los portales de noticias que dependen del Click para sobrevivir, por eso, instalar plugins de redes sociales dentro de los sitios ha sido una de las herramientas que ha marcado una diferencia entre los medios con gran flujo de usuarios y los medios que se han quedado más atrás en la escala evolutiva. Cuando un sitio ofrece la posibilidad de compartir su contenido en redes sin copiar y pegar o comentar una noticia sin necesidad de suscripción más que poseer una cuenta en Facebook o Twitter, la interactividad aumenta considerablemente, y así también la popularidad del sitio. Los medios más evolucionados hoy son los que se han sincretizado con las redes sociales mientras que los que mueren son los que no logran adaptarse a los cambios, sin importar la calidad de su información.

Buscando la seriedad / perdiendo participación

Copesa y El Mercurio son las dos grandes empresas periodísticas que hay en Chile. Con el paso del periodismo 1.0 al 2.0 y actualmente al 3.0, ambos consorcios han tratado de seguirles el paso a los cambios a través de sus respectivas plataformas online. Sin embargo, aunque el diario más importante de Copesa (La tercera) registra altos niveles de competitividad con El mercurio de Santiago, su alternativa online, Latercera.com, limita más la intercreatividad que Emol.com, ya que no deja comentar sin suscripción previa, cuesta compartir contenidos y modera todos los comentarios, por lo que al momento de analizar el impacto que ambos tienen en la comunidad web, una misma noticia es más popular en EMOL que en su contraparte.

Se puede ver una misma noticia que apareció en ambos medios sobre la denuncia del servicio de impuestos internos al conglomerado PENTA, esta fue publicada por ambos portales a la misma hora (11:55 app) y tienen un enfoque similar. Mientras que en Latercera.com, esta noticia  ha logrado aproximadamente 40 comentarios, en Emol.com lleva hasta este minuto más de 200 comentarios, todos desde Facebook.

comentario

Aunque la moderación de los comentarios y la privatización de la interactividad le otorga más seriedad a Latercera, que se preocupa de quien comenta, Emol, que ha elegido la vía de la evolución capta un público más amplio, genera más debate y responde más a las características de la WEB 2.0. Solo el futuro dirá cuál es la vía que la selección natural seguirá por acción de los usuarios.

 

Tags: , , , , , , , , ,


4 comentarios
Conversemos... »

  1. Buen artículo, va exactamente en la línea de lo solicitado en este trabajo. Te dejo un artículo de Puro Periodismo (UAH) que refleja el conflicto que genera para los medios online haberse “casado” con las redes sociales:
    http://www.puroperiodismo.cl/?p=25063
    Lo comentaremos en clases. Saludos.

    PD: no usemos el lead con negrita cursiva, solo negrita.

  2. Gracias por el complemento bibliográfico y la observación, ya está corregido el detalle del Lead

    Saludos!

  3. Buen aporte, Sascha. Es claro como esta constante evolución ha generado presiones en los medios por adaptarse a los avances.
    Unos de tus hipervínculos llevaba a una discusión sobre Buzzfeed, que es un gran caso de plataformas que pretenen informar a base de listados, sin el nivel de seriedad que predican los medios tradicionales. ¿Crees que el darwinismo digital nos acerque más aún a ese tipo de medios?

  4. El periodismo irá avanzando en la línea que los usuarios dicten, sin embargo, siempre habrá medios que se nieguen a dejar a un lado la popularidad de las redes sociales para entregar información seria y de calidad.

    Según yo, analizando la evolución que han tenido las plataformas como Twitter, que ha dado más espacio al contenido de calidad, hay dos posibilidades para el periodismo digital serio e informativo: que los usuarios se enriquezcan de conocimientos o cambien su paradigma de interacción con las redes (y lo vean como una herramienta para encontrar información útil más que solo entretenida) o que los medios logren usar las plataformas como Buzzfeed para entregar información de calidad. Muchos caerán en el intento, pero es parte de la evolución de internet.

Conversemos...

You must be logged in to post a comment.